Diferencias entre el marketing push y pull

Contenido del Bootcamp dirigido por:

diferencias entre el marketing push y pull
¿Qué encontrarás en este post?

En el mundo del marketing existen muchos tipos de estrategias para poder llegar y hacerse notar ante una audiencia. Cada estrategia puede estar enfocada en diferentes etapas del marketing. En este post, te vamos a hablar de las diferencias entre el marketing push y pull. 

¿Qué son las estrategias de push y pull?

La forma más sencilla de explicar las estrategias es por medio de los nombres de pull or push. Push, que es empujar en inglés, busca empujar un producto hacia el usuario. Mientras que pull, que es hablar en inglés, busca atraer al usuario hacia el producto.

De una forma más técnica, se podría decir que, dentro de las estrategias push y pull, el primero busca mover al usuario de la etapa de awareness (etapa de reconocimiento) a la etapa de compra de la forma más rápida posible. Por su parte, el sistema pull busca crear una relación duradera con el usuario. A continuación te explicamos ambos conceptos, push y pull en marketing, un poco más a fondo:

Estrategia push

El push marketing son las tácticas de “meterle” un producto o servicio a los usuarios sin importar si es intrusivo o no, es una forma de outbound marketing. Esta estrategia lo que busca es poner el producto directamente frente al usuario y llamarlo al acción en el momento. 

Te pueden sonar las push notifications, que son las que incitan a los usuarios a entrar y hacer uso de alguna aplicación para ver algún producto. 

Las compañías suelen usar las estrategias de demanda push cuando se tiene un producto nuevo y se quiere sacar al mercado para que los usuarios lo identifiquen. 

Estrategia pull

La estrategia de pull es en la que esperas a que los usuarios vengan y vean tu producto por sí mismos por interés o curiosidad. El pull marketing abarca las estrategias que puedes implementar para que los usuarios puedan encontrar tu producto o servicio de manera más sencilla. 

🔴 ¿Quieres entrar de lleno al Marketing Digital? 🔴

Descubre el Bootcamp en Marketing Digital y Análisis de Datos de KeepCoding. La formación más completa del mercado y con empleabilidad garantizada

👉 Prueba gratis el Bootcamp en Marketing Digital y Análisis de Datos por una semana

Las estrategias de pull se basan en la relación de los usuarios con tu marca, lo que se busca es crear lealtad y la seguridad de que las personas sigan contigo. Este tipo de estrategias son muy importantes, porque es más costoso atraer nuevos clientes en comparación con retener a los que ya tienes

Diferencias entre el marketing push y pull

Las diferencias más importantes entre push y pull en marketing son:

Objetivos

Una de las principales diferencias entre el marketing push y pull es el objetivo. La estrategia de push tiene como objetivo crear la marca, dar notoriedad y darte a conocer para estar siempre en la recordación de los usuarios.

Suele ser un tipo de estrategia más agresiva en comparación con la estrategia de push, donde el objetivo es obtener leads y ampliar las ventas por medio de la información que se almacena en las bases de datos. Lo que se quiere es crear una relación estable más que simplemente llevarle un producto a los usuarios.

Canales

Otra de las diferencias entre el marketing push y pull son los canales en los que se da a conocer. En la estrategia push los canales son la mayoría de pago y suelen ser considerados invasivos para los usuarios, como son los banners, eventos en redes sociales, display ads, etc. Por su parte, en la estrategia pull los canales están más enfocados al tráfico orgánico, como es el marketing de buscadores con estrategias de SEO y SEM. 

Actitud

Otra de las diferencias entre push y pull en marketing es la actitud. Cuando nos referimos a la actitud hablamos de cómo se presenta cada una al mercado. Las diferencias entre el marketing push y pull es que el push se muestra como una marca que va a las personas, que va al mercado. Lo contrario sucede con el pull, que espera a que el mercado vaya hacia la marca. 

En conclusión, la mayor diferencia entre el marketing push y pull es la forma en la que te acercas a tus clientes. La estrategia de push te permite estar siempre presente en la mente de tus consumidores dependiendo de la forma en la que decidas usarla, como podría ser con notificaciones push. En cambio, el pull es el tipo de estrategias que retiene a tus usuarios y los invita a quedarse contigo a largo plazo. Ambas estrategias push y pull son muy valiosas que te pueden ayudar en cualquier etapa del ciclo de conversión. 

¿Quieres conocer un poco más?

Ya que conoces las diferencias entre el marketing push y pull, seguro que te interesa profundizar más en el sector. Por esto te traemos nuestro Bootcamp de Marketing Digital y Análisis de datos, una formación intensiva en la que podrás encontrar todos los temas y ejercicios prácticos que te ayudarán a aprender sobre esta disciplina hasta convertirte en un experto. ¡Inscríbete ya!