Volver a la programación tras una década como administrador de fincas [Caso de Éxito]

Autor: | Última modificación: 7 de marzo de 2024 | Tiempo de Lectura: 3 minutos

Algunos de nuestros reconocimientos:

Premios KeepCoding

En este nuevo caso de éxito de KeepCoding, el protagonista es Abel Collado. Es de Madrid y, aunque estudió Ingeniería de Telecomunicaciones, por lo que ya tenía experiencia con la programación, cambió de forma drástica de sector laboral y pasó más de diez años con un negocio propio en el que era administrador de fincas.

Con el deseo de regresar al ámbito que le apasionaba, Abel cursó el Aprende a Programar desde Cero Full Stack Jr. Bootcamp y, tras reincorporarse al mundo de la programación, esta es su experiencia.

¿Cuándo entraste al mundillo de la programación?

Entré en el mundillo de la programación en el año 2003, durante mi primer año de universidad, con lenguaje C y ensamblador.

Cuéntanos un poco sobre tu experiencia laboral.

En 2005, mientras cursaba Ingeniería de Telecomunicaciones, me puse a trabajar como desarrollador en una pequeña empresa. De ahí me entrevistaron desde HP para incorporarme a su equipo de desarrollo e implantación para un proyecto en el sector de sanidad. Después, en 2010, debido a distintos motivos y situaciones personales, tuve que cambiar de profesión a un sector totalmente distinto.

¿A qué te dedicabas laboralmente antes de hacer el Bootcamp?

Era administrador de fincas. Era el dueño de mi propio negocio, pero a pesar de ser un negocio estable y haber alcanzado una buena reputación en lo profesional, algo no funcionaba bien.

¿Por qué decidiste reciclar tu perfil profesional?

Básicamente porque era lo que siempre me había gustado hacer. Aunque tenía mis dudas sobre si era demasiado tarde, mi mujer fue el motor para que dejara todo en noviembre de 2021 y me centrara en conseguir lo que me hacía feliz.

¿Qué te llevó a escoger el Bootcamp Cero de KeepCoding?

Escogí este bootcamp porque, después de haber estado más de 12 años sin programar, sentía que debía empezar desde el principio y asentar las bases para ir construyendo poco a poco. Tras varias reuniones con el personal de KeepCoding, me di cuenta de que esta era la formación más adecuada para mí.

¿Qué tal fue tu experiencia en el Bootcamp?

Ha sido una experiencia increíble. Aunque es duro por los horarios y demás dificultades, aún a día de hoy echo de menos las clases con Ramón y devanarme los sesos con sus ejercicios y problemas. Se convierte en un juego adictivo.

¿Cuál fue tu mayor reto dentro del Bootcamp?

El mayor reto creo que es conseguir ser constante y superar la frustración, sobre todo esto último. Aun así, en todo momento me sentí bastante arropado.

¿Crees que esta formación te ha proporcionado un cambio relevante en tu vida laboral?

El cambio ha sido total, para mi ha sido como volver a empezar. Gracias al bootcamp he conseguido mi primer trabajo como desarrollador Python.

¿Qué gran objetivo quieres conseguir ahora?

Quiero seguir profundizando en el lenguaje, aprender, especializarme en alguna rama del mundo IT y, sobre todo, seguir disfrutando de programar.

¿Notas una mejora sustancial de sueldos si comparas lo que cobras ahora y lo que cobrabas antes de hacer el Bootcamp y dedicarte a la programación?

Sí, el cambio de sueldos es muy grande si comparamos el sueldo en relación a la experiencia.

Con independencia del sueldo, ¿crees que ahora tienes muchas más oportunidades laborales que antes?

Sin duda, actualmente me siento con muchas más oportunidades. Comencé a buscar trabajo a mediados de mayo y, en solo un mes, conseguí mi primer trabajo. Las ofertas son diarias y continuas.

Déjanos un consejo para quien se esté planteando entrar en este mundillo.

Desde mi humilde opinión: ¡nunca es demasiado tarde!

Si quieres conocer mejor la trayectoria y el trabajo de Abel Collado, te compartimos su perfil de LinkedIn.
En este Caso de Éxito destacamos que, algunas veces, hay que dar un paso atrás para poder continuar avanzando. Con o sin pasado en la programación, nunca es tarde para apostar por lo que te apasiona y formarte en aquello que te hará feliz. Si, como Abel, tú también quieres encontrar tu lugar en el mundo tecnológico, no puedes perderte nuestros bootcamps en programación y tecnología. ¡Fórmate con KeepCoding y conviértete en uno de nuestros casos de éxito!