Test de integración y regresión para el desarrollo web

Autor: | Última modificación: 8 de abril de 2024 | Tiempo de Lectura: 2 minutos
Temas en este post:

Algunos de nuestros reconocimientos:

Premios KeepCoding

Los test de integración y regresión para el desarrollo web son un par de comprobaciones que se pueden implementar cuando necesitamos saber si nuestro proyecto de código tiene problemas, puntos de quiebre o cualquier otro error que deba solucionarse pronto. Esto se hace con el fin de cumplir los objetivos del programa. Si quieres aprender a encontrar estos aspectos y solucionarlos, sigue leyendo este post.

Tipos de testing: test de integración y regresión

Los test de integración y regresión son un par de modelos de testing útiles para realizar comprobaciones de distintos tipos sobre un mismo proyecto de código. A su vez, nos permiten abarcar todas las especificaciones, elementos y características que presta un mismo programa. Al realizar cualquiera de estos tipos de testing, vamos a ser capaces de cubrir todos los quiebres o puntos de fuga, para que sea mucho más fácil cumplir con los objetivos de un programa de desarrollo.

A continuación, te contaremos en qué consisten dos de ellos: los test de integración y los test de regresión.

Test de integración

Los test de integración son un tipo de testing que comprueba el funcionamiento entero de una aplicación. Aquellas piezas que se comprueban en los test unitarios se van a encajar y conformar un conjunto, para poder comprobarlas de forma colectiva. Esto nos permitirá comprobar el funcionamiento a partir de un trabajo anterior.

El test de integración nos permitirá saber si las funcionalidades que, supuestamente, trabajan bien individualmente también trabajan correctamente cuando están en conjunto con otros componentes del mismo programa.

Los test de integración son más usuales en el desarrollo de componentes backend, que se constituyen para realizarle peticiones HTTP a una API y comprobar que responde de forma correcta con todos los parámetros que deberían regresar a los dispositivos originales.

Test de regresión

Por otro lado, los test de regresión se enfocan en ejecutar y cumplir la viabilidad de las versiones de código. Estos aparecen cuando hemos realizado cambios en nuestra aplicación. Su trabajo principal es el de comprobar cuáles son las partes de una aplicación que aún no se han transformado y si siguen funcionando sin ningún problema después de los cambios que se realicen.

Un test de regresión te permite verificar que un programa de código sigue en acción para cualquier versión antigua de software, para cualquier actualización de los mismos y para la eliminación de funcionalidades o la transformación de las mismas. De esta manera, le vamos a ofrecer validez a la inoperancia en las diferentes versiones de un proyecto, de un software o de las herramientas que empleemos.

Aprende mucho más con KeepCoding

Gracias a este post has aprendido en qué consisten los test de integración y regresión para el desarrollo web y cómo estas comprobaciones nos pueden ayudar a reconocer los fallos de un programa y solucionarlos. Este conocimiento te será de gran utilidad en tu desarrollo profesional; sin embargo, es importante recalcar que todavía queda mucho más por aprender. Si quieres seguir explorando temas relacionados con este mundillo gracias a la guía de expertos en el sector, matricúlate en nuestra formación intensiva: el Desarrollo Web Full Stack Bootcamp. ¡Solicita ahora más información y descubre cómo transformar tu futuro en muy pocos meses!

¡CONVOCATORIA ABIERTA!

Desarrollo Web

Full Stack Bootcamp

Clases en Directo | Profesores en Activo | Temario 100% actualizado